Viru+: Ferrari Land, una visita al parque rojo en Port Aventura
20 abr 2017  
© Jonatan Montero
© Jonatan Montero

Dicen que el trece si es martes ni te cases ni te embarques, pero nadie ha dicho nada si cae en jueves, así que vamos al parque. Con la cámara de fotos bajo el brazo y gasolina suficiente en el depósito del coche ponemos rumbo al recién abierto Ferrari Land.

Nada más llegar el escudo de la compañía automovilística italiana nos saluda desde las alturas colocado en la gran atracción del parque, el acelerador vertical. Tras pagar los 60 euros del coste de la entrada y pasar los tornos de acceso nos encontramos ante una microciudad. Una vez atravesando el pórtico que da la bienvenida a los visitantes tenemos a nuestra izquierda la ‘Officina Meccanica Alfredo Ferrari’, la réplica de la casa natal del fundador de la marca, Enzo Ferrari, y taller de trabajo de su padre, reconvertido en museo desde 2012, situada en Módena. En su interior hay una tienda donde comprar artículos de merchandising. A continuación más reproducciones: la casa donde vivió Il Commendatore ubicada dentro de la pista de pruebas de Fiorano y la puerta principal de entrada a la factoría de la firma en la via Abetone Inferiore número 4 de Maranello. Además, y alejados del mundo rojo, obras arquitectónicas como el Coliseo romano y la torre del Campanile de San Marcos de Venecia.

En el centro del espacio temático se alza el edifico Ferrari Experience, cuya fachada recuerda al frontal del superdeportivo híbrido LaFerrari, concentra la historia de la marca con dos actividades interactivas y un pequeño museo.

Diversión para toda la familia. Los niños también se lo pasan pipa durante la estancia en el parque con zonas de juegos específicas para ellos como el Kid’s Podium y el Junior Championship. E incluso pueden acompañar a sus padres en otras atracciones como el Pit Stop Challenge, donde si tienen 1,10 metros de alto se pondrán en la piel de un mecánico para hacer en el menor tiempo posible el cambio de ruedas en un monoplaza o sentirse un piloto en la Maranello Grand Race, un circuito tipo scalextric de 570 metros de longitud.

Mientras andamos por el parque no paran de escucharse gritos. Proceden de las dos atracciones que prometen y dan emociones fuertes. Las torres gemelas Thrill Towers simulan el movimiento que realiza un cilindro dentro de un motor. El público experimenta una caída libre de unos 55 metros para luego subir y volver a descender de manera más progresiva. Por otra parte la montaña rusa Red Force de 880 metros de recorrido lanza a los más valientes hasta los 112 metros de altura en vertical a una velocidad máxima de 180 km/h. Logra esa marca desde parado en tan solo cinco segundos, similar a un Formula 1, con 1,3 G en aceleración. Todo un desafío para aquellos que quieran desprender adrenalina.

Para reponer fuerzas hay varios establecimientos gastronómicos. Ya sean en locales de comida rápida pero de calidad o elaboradas como en el Restaurante Cavallino, una trattoria de nombre idéntico a la situada enfrente del acceso principal a la fábrica de Ferrari en Maranello.

Acabamos nuestra visita poniéndonos a los mandos de los simuladores de F1 en el Pole Position Challenge. Esta es la única atracción sujeta a pago. Son 25 euros, los mismos que debes desembolsar si vas al Museo de la firma en Maranello, por diez minutos. Tres de entrenamiento y siete de carrera.

Salimos del parque con la sensación de querer algo más. En sí está bien para pasar el día pero quizás faltan más cosas. Esa es nuestra opinión, tú saca la tuya cuando vayas.

Jonatan Montero → http://www.twitter.com/JoMo_79

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Normas de participación
No necesitas estar registrado para comentar las noticias, pero tu mensaje puede tardar un poco en ser validado.
El tono de tu comentario debe ser respetuoso. No se admitirán insultos, descalificaciones, faltas de respeto, comentarios sexistas o racistas ni contenidos publicitarios. No abuses de mayúsculas o abreviaturas.
El objeto de lo que escribas será comentar la noticia, no de lo que dicen el resto de usuarios. Si no estás de acuerdo, razona porqué crees que se equivocan.
Los administradores podrán eliminar aportaciones que no cumplan estas reglas